Hipoacusia infantil

Objetivo principal de la unidad de déficit auditivo infantil

Detección, diagnóstico, tratamiento y rehabilitación precoz (se entiende por precoz antes de los 6 meses en las hipoacusias congénitas y cuanto antes en las adquiridas) de todos los niños y niñas nacidos en el hospital Quirón Málaga y, en general, atendidos en nuestro hospital con alguna deficiencia auditiva, con el fin de garantizar su desarrollo integral y una vida adulta independiente.

 

7b_oido_infantil

 

¿Qué ofrece la unidad de déficit auditivo infantil?

  • El programa de cribado universal de hipoacusia en recién nacidos.
  • Un equipo de profesionales cualificado.
  • Equipamiento adecuado de última generación.
  • Coordinación en el proceso diagnóstico, de tratamiento y de seguimiento del niño/a con hipoacusia.
  • Tratamiento quirúrgico de la sordera infantil (implantes cocleares, prótesis implantables,…).
  • Precocidad en la atención.
  • Gabinete de audioprótesis y banco de audífonos nuevos.
  • Información, asesoramiento y acompañamiento a las familias.
  • Coordinación de las actuaciones de los profesionales dentro de los programas.

 

¿Qué es el programa de cribado universal de hipoacusia en recién nacidos?

El OBJETIVO es la detección precoz de la hipoacusia en los recién nacidos del hospital con una prueba objetiva y totalmente indolora que son las OTOEMISIONES ACÚSTICAS (OEA), para facilitar el desarrollo normal e integral del niño/a.

Las OEA se realizan antes de la salida del niño/a del hospital, después de su nacimiento, o unos pocos días después en el área de consultas externas del servicio de otorrinolaringología. En la mayoría de los casos, no es necesaria la repetición de otras OEA a los 15 días. Si fuese necesario y antes de los 3 meses de edad, se harían otro tipo de pruebas objetivas totalmente indoloras (potenciales evocados auditivos de tronco cerebral) y posteriormente subjetivas (audiometría de observación de la conducta y audiometría lúdica, entre otras) con el fin de confirmar la sospecha de una deficiencia auditiva. Estas pruebas se realizarían en el área de consultas externas del Servicio de otorrinolaringología por enfermería y facultativos específicamente formados.

El proceso de diagnóstico, se completa con diversos estudios solicitados desde la unidad y valoraciones de otros profesionales.

Inmediatamente al diagnóstico, si el niño/a lo requiere, se comienza la adaptación de las prótesis auditivas en el gabinete audioprotésico y el seguimiento estrecho de la evolución de su lenguaje e integración.

Si fuera necesario, la unidad de déficit auditivo infantil está preparada para realizar tratamientos quirúrgicos de la sordera como los implantes cocleares o la colocación de prótesis implantables.